¿Cómo sostener una buena salud financiera?

Realizar proyecciones objetivas y realistas.
Lograr una visión financiera convincente podrá atraer más capital, tanto en equipo humano, como en inversiones. Contar con adecuadas herramientas analíticas es fundamental para realizar proyecciones básicas sobre ingresos, costos operativos y así planificar el crecimiento y expansión de tu negocio.

Establecer compromisos financieros coherentes a su capacidad.
Un negocio implica pagos de trabajadores y créditos con los clientes, por nombrar sólo algunos. Si estos superan su capacidad financiera lo pueden llevar a la bancarrota. Necesitas comprender íntegramente tu flujo de caja para asumir compromisos llevaderos.

Monitorear el progreso y ser más eficientes.
Las herramientas contables te permiten monitorear el funcionamiento de tu actividad financiera y administrativa. La contabilidad te entrega una imagen de tu empresa a lo largo del tiempo y medir su progreso, reflejando las áreas que optimizar y tomar buenas decisiones basadas en productividad y no sólo en intuición.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.